Dos por uno (o El País contraataca).

El pasado verano, el panorama periodístico se convulsionaba con el fichaje de Santiago Segurola por el diario Marca. El cronista deportivo no sólo abandonaba El País (donde en esos momentos ocupaba la jefatura de la sección de cultura), y por extensión, todos los medios de Prisa en los que colaboraba, sino que se pasaba al al enemigo. Firmaba por Unidad Editorial, grupo que también edita El Mundo. La noticia fue, incluso, portada del periódico deportivo.

segu

El periodista dejaba de ser el portador de la noticia y se convertía en ella misma (algo que la prensa del corazón ha convertido en habitual). La reseña del fichaje de Segurola ocupaba el mismo espacio que la retirada de Severiano Ballesteros (al que los propios redactores de Marca, calificaban de mejor golfista español de la historia). En el interior, una doble página nos mostraba lo culto e inteligente que es Santiago. Como ya reseñé en otra ocasión, para mí Segurola, durante un tiempo fue Dios. Él decía que Josu Urrutia (centrocampista del Bilbao con escasa capacidad técnica) era un gran jugador, yo hacia suyas mis palabras; que tal equipo ganaba sin jugar bien, yo opinaba lo mismo,… y así hasta… que presencié un Real Madrid – Barcelona en el que el rumano Hagi apenas intervino y él lo destacó como uno de los mejores. Ahí empecé a entender muchas cosas del periodismo (más que en 5 años de la facultad) y a bajar a Segurola a la tierra. Aún así, creo que es una referencia en la prensa deportiva. Escribe bien, es culto, huye del disfraz de hincha, está muy documentado y tiene buena capacidad de análisis. Además, sólo por haber decidido (desde su puesto de Jefe de Cultura) que Diego A. Manrique publicara una columna semanal en El País tiene ganada una nueva candidatura a los altares. Además su llegada a Marca significó un nuevo rumbo en el diario madrileño. Un intento de hacer una prensa deportiva con cierto prestigio, aunque determinados titulares, algunas firmas y su obsesiva campaña anti-Barcelona, les frene.

El País cocinó su venganza a fuego lento y pasados unos meses, fichó a Carlos Boyero de El Mundo. El golpe era similar al sufrido en verano. Una firma identificada con el diario, con muchos seguidores y con personalidad cambiaba “de bando”.  Aprovechando las novedades que traía su rediseño, anunciaban la llegada de Boyero a  lo grande, al tiempo que avisaban que semanalmente mantendría contacto con los lectores a través de la edición digital (algo que ya hacía, y con mucho éxito en su anterior empresa).

Este fin de semana , El País ajustaba cuentas con otro medio escrito. A principios del año que acabamos de dejar, Herman Tertsch, abandonaba el periódico de Prisa y se dedicaba a hacer tourné por medios anti-Zapatero con la intención de encontrar cobijo y dar credibilidad a su cambio ideológico. Finalmente recaló en ABC (aunque sigue haciéndose ver por debates varios en Telemadrid sin ir más lejos) y aunque se aseguraba que en El País respiraron aliviados, la muesca quedó grabada. Este sábado, se consumaba el contraataque. El periódico global en español incorporaba en su suplemento cultural Babelia a Manuel Rodriguez Rivero, editor, escritor y crítico literario, del que soy fan enfervorecido y al que seguía puntualmente todos los sábados en ABCDelas Letras, el magnífico suplemento cultural del diario de similar nombre. Ya hacía dos semanas que su columna de opinión la había ocupado Félix Romeo y sospechando alguna salida de mi admirado cronista me lancé a la búsqueda por internet. No encontré ninguna noticia hasta el viernes 4 de enero que El País anunciaba el fichaje. El País cerraba así dos heridas abiertas. Y creo que postivamente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s